Señora Urgencia

Urgencia es una señora de malos modales que se muestra intolerante porque no ve posibilidades.
Ha hecho de su existencia una exigencia, una búsqueda implacable para satisfacer sus múltiples necesidades.
A ella todo le falta y nada le parece suficiente. Vive presionando a otros para ver si así le dan lo que tanto insiste que quiere.
Se ha hecho amiga de Frustración y juntas sufren en profunda desesperación.
Urgencia no se da cuenta de que es precisamente su creencia en la carencia lo que la hace insistir al punto de generar resistencia.
La resistencia aleja de su presencia todo aquello que con tanto ahínco Urgencia anhela poseer.
Si tan sólo Urgencia dejase de tener prisa, si aceptase cada momento tal cual es, si cambiase el miedo por fe, si trasmutase el hacer por ser, sin duda las cosas comenzarían a suceder.
Hoy Calma la ha invitado a tomar el te. Urgencia ha aceptado sin saber muy bien para qué… quizás ya es tiempo de hacer un alto, replantearse y proceder.

Marisa Gallardo

Anuncios

Deshacer para reconocer

Por las carreteras de mi mente circulan pensamientos que mienten.
Ideas que me descalifican, me llenan de miedo y me critican
No puedes, no sabes, no tienes…
Son frases que al pensarlas hieren
Una parte de mi sabe que eso no es verdad, pues no hay nada malo conmigo que yo deba ocultar.
Me duele la cabeza de no tener paz, de ser víctima de mi mente que no tiene piedad.
Cada pensamiento crea un dialogo interno, un torturador mental con el que ya no quiero habitar.
A partir de hoy las cosas van a cambiar…
Doy la orden a los pensamientos de miedo para que se desvanezcan, no son reales, son  cuentos que enferman.
Decido aceptar lo que soy. Me trato con respeto y honor.
Lo que quiero, lo puedo y lo que no sé, lo aprendo
Ya no puedo dudar…  me reconozco como un ser pleno que elige vivir en paz.

Por Marisa Gallardo

MaGa

 

 

Un ser siendo

En un momento sin tiempo vivía una persona sin prisa
Alguien con paz en el alma y en el rostro una sonrisa
No albergaba preocupación ni dolor en el corazón
Este ser contemplaba y agradecía todo con mucha pasión
Sin un lugar al que llegar y con mucho que disfrutar
un día se sorprendió al observar que las demás personas corrían sin cesar.
-¿Qué sucede? ¿A dónde van?
-Vamos al futuro en busca de la felicidad
-Pero… que no ven que esa tierra no existe, que es sólo una alucinación,
la felicidad no tiene tiempo porque es un estado interior.
Lo tomaron por loco y nadie lo quiso escuchar, pero él estaba cuerdo porque sabía la verdad: “La existencia es eternidad”.

Por Marisa Gallardo

 

 

EL MAGO QUE OBRA MILAGROS

El obrador de milagros no hace nada extraordinario, simplemente usa su corazón para percibir todo con ojos de amor.

Ya no le teme al miedo, porque sabe que es una emoción producida por pensamientos de comparación con significados de contradicción.

Entiende que el ataque, la queja, los juicios y la victimización son producto de la desvalorización. Por eso es que siente profunda compasión por todos aquellos que buscamos amor a gritos, con reclamos, y desde la desesperación.

No se toma nada de manera personal, pues está comprometido con su paz mental.

Obra milagros a través del perdón, esa maravillosa herramienta de liberación y unión.

Conoce que todo es una invitación a sanar, que nada sucede en su contra ni por casualidad, sino para su despertar.

Usa su mente para imaginar a detalle lo que quiere generar en su ambiente.

Piensa, habla y se comporta en amor, y esa es la magia de vivir desde el corazón.

Por

Marisa Gallardo

MaGa

Fantasmas Buhhh

 

En el  sótano de tu cerebro guardas bajo llave inconfesables secretos,  telarañas formadas por viejos recuerdos y varias memorias de dolor, que nunca salieron al sol.

Evitas descender a sus profundidades, te asusta quedarte atrapado en el misterio de sus obscuridades.

Sin embargo; los fantasmas de la culpabilidad traspasan los muros del sótano para perseguirte sin cesar…”Si hubieras, si no hubieras”.. les escuchas susurrar.

Te atormenta que no te permitan ni tan siquiera respirar. La vergüenza es otra aparición, te señala  para exponerte sin compasión.

Qué iluso fuiste al pensar que al ocultar podrías olvidar, y seguir acumulando sin liberar.

El sótano ya se abrió y aunque quisieras empujar la puerta, sabes que no es la mejor opción. Ha llegado el momento de desencadenar a todos los fantasmas que te roban  la paz y la calma.

Lo harás a través del perdón. Así convertirás el dolor en sanación, y verás que hoy, tú eres libre por decisión.

MaGa

Marisa Gallardo

En blanco

Amnesia no recordaba nada, trataba de pensar y nada la visitaba.
Tenía la mente en blanco. Se le observaba serena a pesar de no tener ninguna historia almacenada en su banco de datos.
La gente que la rodeaba, preocupada le preguntaba: ¿Cómo puedes vivir tan tranquila?
“No recordar es no tener identidad”.
Amnesia, después de estar sumergida en un silencio de reflexión les respondió: Yo no lo veo así, ¿cómo puedo no ser, si estoy aquí?
No tengo memorias de dolor, no guardo rencor en el corazón, no me siento culpable, tampoco víctima de nadie, el enojo no es una parte de mí y no tengo ideas prefabricadas en mi cabeza sobre nadie de los reunidos aquí.
Estoy en punto cero. Desde aquí puedo relacionarme conmigo y con el mundo como yo quiero.
Puedo escoger mis creencias, puedo poner mi atención en las cosas que me merecen la pena y puedo darme la oportunidad de conocerlos desde un espacio de claridad en donde ningún juicio pueda empañar o fragmentar el brillo de su totalidad.
Dejaré que la energía del amor me aconseje, la veré presente en todo lo que a mí llegue.
No necesito un recuerdo para ser, ya que el pasado no existe porque fue ayer.
Yo estoy viviendo hoy, soy posibilidad y creación. Como aliado tengo al sentido común, como guía tengo la voz del silencio y como fuerza el poder de la decisión que me abre caminos con dirección.

Por Marisa Gallardo

MaGa

Ignorando la ignorancia de sentirse ignorado

Si alguna vez te has sentido ignorado, sabrás que es un sentimiento que no aporta sensaciones agradables, ya que refuerza y reafirma en nosotros  la idea de creernos insuficientes e inadecuados.  En toda conversación con un tercero, se necesita un emisor y un receptor. El emisor dice algo y el receptor es libre de entender o escuchar lo que le parece, dependiendo de su mapa mental; es decir, según los ojos con los que ve el mundo.

Lo que sucede es que a menudo, muchos de nosotros nos comportamos como ignorantes, pues nos tomamos de manera personal lo que los otros hacen o dicen, ya que hemos crecido pensando que son lo de afuera los que tienen nuestras respuestas y que por lo mismo, son ellos quienes con su opinión nos dan valor, nos hacen ser.

Sentirse ignorado viene de la ignorancia de ignorar, que para sentirse ignorado es necesario ignorar el poder de nuestro ser, que radica en nuestra capacidad de interpretar, de escuchar, de percibir y de reconocer.

Ignorar significa: no saber

Y…no saber que somos seres completos, y no por lo que tenemos o hacemos, sino porque SOMOS y EXISTIMOS nos lleva a comportarnos como ignorantes al punto de creer que los demás nos pueden ignorar, pero sólo lo hacen porque somos nosotros quienes  ignoramos nuestro potencial.

Ahora ya no ignoras, que ignorar es no saber, y eso únicamente puede ser tomado como una ofensa si así lo decides ver. Nadie que se reconozca se puede sentir ignorado, pues sabe que su bienestar no está en lo que otros vayan a pensar o en como decidan actuar.

Por Marisa Gallardo

               Maga